Molico de Sencelles

Un antiguo molino restaurado y convertido en restaurante de comida ligera como pa amb olis, ensaladas, platos vegetarianos...con una extensa carta de vinos, licores y cervezas.

Un par de noches a la semana puedes cenar y escuchar el concierto en directo que organizan cada semana, un grupo o cantautor diferente.

Todos los platos muy ricos y los postres exquisitos. Tambien han hecho una cata de gins. Todo esto con una calidad precio inmejorable, con unas vistas del valle increibles y muy tranquilo.

Los conciertos los realizan en la enorme terraza de dos pisos que posee el molino, tambien es posible comer dentro.

ESCRIBE TU OPINIÓN

HAY 6 OPINIONES
Default Avatar
Toni

26 de noviembre de 2017 a las 20:10

Lugar con unas muy buenas vistas y con platos que prometen ser suculentos. El problema es el que llevan arrastrando hace años por los comentarios leídos y nuestra experiencia la primera vez que hemos estado. Hora y media esperando para comer y nos hemos tenido que ir sin poder probar la comida. No han mejorado en nada el punto en donde confluyen todos los comentarios negativos de este restaurante.

Default Avatar
tomás

12 de octubre de 2013 a las 12:50

El lugar perfecto, la comida un desastre.

Default Avatar
Alex

27 de agosto de 2013 a las 22:55

Recomendable aunque es de esos locales con encanto del que te enamoras y aún así sigues siendo fiel porque el servicio deja mucho que desear por su lentitud y falta de experiencia. Tomaros con calma la espera. En cuanto a la comida, recomendamos la moussaka con queso feta.

Xisca
Xisca

14 de julio de 2012 a las 20:13

El lloc es guapo, sobretot durant l'estiu que es pot apreciar totes les vistes a la Serra. Pero consider que el servici necessita millorar bastant, es veu que no tenen experiencia, son molt lents. El menjar es normal.
El que afavoreix aquest negoci es lo agradable que son les vistes.

Merce
Merce

23 de marzo de 2012 a las 23:15

Tienen menú diario a muy buen precio, en la terraza al sol primaveral, con unas vistas inmejorables de la Serra de Tramuntana. Trato familiar, buenos precios, pocos platos en la carta pero todo lo que de ella he probado es un 10! enhorabuena a la cocinera!

joana
joana

4 de julio de 2011 a las 12:11

El lugar es increible, muy idóneo para ver la puesta de sol y gozar la terraza las noches de verano.
He estado dos veces y de ellas, las dos, el servicio ha sido muy lento y con poca experiencia. La carta es pequeña y no sirven todo lo que hay en ella para comer.
Aún así tiene potencial pero necesitan rodaje.